6. Principales puntadas para unir. La fijación de botones.

La puntada, en costura, esta definida como el espacio entre dos agujeros continuos que se hacen con la aguja y por donde se hace pasar el hilo. En los trabajos manuales con los géneros textiles existe un gran número de ellas. En esta ocasión se le brindara atención a varias que se utilizan para unir: hilván (corto y largo) y pespunte.

Hilvanes. Estas puntadas son provisionales. Se realizan para fijar o acomodar las piezas que se desean unir posteriormente con una puntada de fijación. Pueden utilizarse también para acomodar los dobladillos a la medida deseada antes de utilizar la puntada definitiva y para los entalles. Existen dos tipos: el corto y el largo definido por la lonjitud de la puntada. Una vez realizada la puntada fija el hilván se retira. En las imágenes se muestran cada uno de los hilvanes descritos.



Pespunte. Es la puntada de unión a mano que se utiliza con mayor frecuencia. Es una puntada fija, muy resistente a la tracción. Al realizarse se debe ejecutar con precisión pues si observan con cuidado las figuras que acompañan la explicación se darán cuenta la aguja vuelve atrás y penetra muy cerca por donde salió.

Una de las operaciones que se realiza con mayor frecuencia en los trabajos con los géneros textiles es la relacionada con la fijación de los botones como elemento de cierre aunque también se pueden utilizar como elemento de adornos.

Los botones que se utilizan con mayor frecuencia y más conocidos son los planos y que poseen dos o cuatro agujeros para su fijación.

En la figura podrás observar las diferentes formas que se pueden utilizar para fijar los botones de cuatro agujeros.

Comentarios


Deja un comentario