Operaciones fundamentales: Cortar, alisar, perforar

Estas tres operaciones son esenciales para el trabajo con la madera pues se hace casi imposible confeccionar o reparar un artículo de madera sin que intervengan al menos dos de ellas. Por la importancia que tienen trataremos cada una por separado y explicando las cuestiones básicas que no se pueden obviar al realizarlas. Tendremos en cuenta las herramientas que se utilizan e indicaciones precisas para su manipulación.

1.-Cortar. Esta operación la conocen ustedes desde los primeros grados. Se corta el papel, la cartulina o el cartón de diferentes formas e igual sucede con las telas u otros materiales. Veamos entonces las particularidades del corte de la madera.

Al realizar el corte de la madera o su aserrado de forma manual utilizamos los diferentes tipos de serruchos o las sierras de calar. Si el corte es mecanizado entonces se entran en juego las sierras que pueden ser circulares, de banda (sin fin) y las de péndulo. Centremos la atención al corte manual de la madera.

Para que se produzca un buen corte con los serruchos se deben cumplir las siguientes exigencias técnicas:

a) Serrucho bien afilado donde todos sus dientes tengan la misma altura y la misma forma. (a)

b) Triscado correcto de sus dientes, todos con la misma inclinación y de forma alterna. (b)

c) Cabo del serrucho acoplado de forma firme a la hoja.

d) Sujeción firme de la pieza a cortar o aserrar

Veamos por separado las operaciones del corte de la madera.

En este sentido se hace conveniente conocer existen tres operaciones de corte de la madera: hilado, trozado y calado.

Hilado. Es el corte que se realiza a lo largo de la fibra de la madera conocido también como corte longitudinal. La resistencia que se produce no es fuerte. Al realizar este corte se dice que se hila la madera. La figura muestra el hilado de una pieza de madera, en este caso la pieza se ha sujetado de forma horizontal. También puede realizarse de forma vertical y en este caso la pieza se sujeta en la prensa o mordaza de banco.

Siempre que se vaya a realizar el hilado se debe realizar un trazo guía. Para realizar el hilado se debe utilizar el serrucho preparado para esta operación.

Al realizar el hilado se debe respetar el ángulo de corte que se muestra en la figura, de esta forma el serrucho se desplaza con mayor facilidad. Otros autores consultados plantean que este ángulo debe estar entre los 45º - 60º.Mantenga los 90º entre la hoja del serrucho y la pieza de madera que se hila.

Al realizar el corte produzca un movimiento suave y constante, con determinada cadencia, manteniendo un ritmo parejo, sin apresurarse, ejerciendo la presión necesaria para que se produzca el avance necesario sin producir agotamiento. No fuerce la herramienta. Tome el serrucho por su mango y sujételo firmemente cerrando completamente los dedos menos el índice que se debe dejar extendido sobre el mango para presionar y guiar el corte por el trazo realizado.



Trozado. Esta operación consiste en cortar la madera de forma transversal a la fibra por lo que se presenta mayor resistencia. Al realizar esta operación se dice que se troza la madera. Para realizar el trozado se puede utilizar el sobre banco (como puedes observar en la figura) o mediante su sujeción en la prensa. Para garantizar un corte preciso se hace necesario realizar el trazo guía del corte. La forma de sujetar el serrucho y realizar el movimiento es similar a la operación del hilado.




Calado. Esta operación es la que permite la realización de cortes irregulares, generalmente curvos, donde la herramienta de corte se desplaza en diferentes direcciones. Para la realización de estos cortes se utilizan dos herramientas: serrucho de calar y la sierra de calar o de marquetería.

El serrucho de calar tiene su característica principal de tener una hoja larga y fina que le permite realizar los cortes irregulares. El serrucho se utiliza para el corte o calado en piezas de madera por encima de los 8 – 10 milímetros. Es importante la sujeción firme, en la prensa, de la pieza de madera que se elabora.

La segueta de calar o de marquetería se utiliza en esta operación cuando la pieza de madera que se elabora tiene un grueso por debajo de los 6 – 8 milímetros.

Es muy útil cuando de desea confeccionar siluetas de determinadas figuras.

Esta herramienta tiene la particularidad de estar compuesta de dos elementos básicos: el arco con

su mango y la hoja o elemento cortante. La hoja por ser fina permite realizar giros y cambios de dirección del corte. La herramienta se puede trabajar de dos formas diferentes (horizontal o vertical). De acuerdo a la forma que se asuma así deben ir dirigidos los dientes de la hoja. (Ver figuras).

2.- Alisar. Una de las operaciones fundamentales dentro de los trabajos con la madera. El alisado no es más que la acción que se acomete generalmente con el cepillo de carpintero y tiene la finalidad de repasar la superficie de la madera para lograr que quede lisa y recta. El alisado proporciona un nivel de acabado.

Como se menciono la herramienta que se utiliza con mayor frecuencia para alisar la madera es el cepillo de carpintero y su familia el garlopín y la garlopa.

Al igual que el resto de las herramientas se debe tener sumo cuidado durante su manipulación. Veamos algunas indicaciones que pueden ser de gran utilidad.

En primer lugar para garantizar un trabajo con calidad antes de iniciar el acepillado se hace necesario garantizar que la herramienta se encuentre afilada y ajustada correctamente.

a) Garantizar la fijación adecuada de la pieza de madera que se elaborará.

b) Durante el acepillado cumplir con las indicaciones que se ilustran en la figura en cuanto a la presión que debe ejecutarse durante el traslado del cepillo. Al iniciar la presión sobre el pomo (A); una vez que el cepillo entra en superficie en toda su extensión la presión es igual en el pomo que en el mango (B) y cuando se sale se la pieza solo se presiona sobre el mango.

c) Por ultimo es bueno conocer la posición que se debe asumir al realizar la operación del acepillado.

En primer lugar se debe lograr que la pieza a elaborar se encuentre, aproximadamente, a la altura de los codos del operario. Al realizar la operación el cuerpo se debe mantener erguido y la posición de los pies lo pueden observar en la figura (en este caso se ejemplifica la de un operario que es derecho). Como se puede observar, el pie izquierdo se adelanta, casi paralelo a la pieza a elaborar, el derecho se queda atrás y entre ambos existe una abertura de 60º aproximadamente, de esta forma la pieza queda prácticamente en el centro del cuerpo.Cuando se realiza el acepillado el cuerpo se balancea y los pies se mantienen firme en le mismo lugar.

Como normas de cuidado de la herramienta se debe:

a) Evitar caídas del cepillo para evitar su fractura. El cuerpo de los cepillos son de hierro fundido material muy duro pero muy frágil. Ubicarlos siempre en el centro del banco.

b) Colocarlos siempre de lado, esto evita que el filo entre en contacto con partes metálicas que dañen su filo.

c) Una vez terminado el trabajo debe limpiarse y engrasar sus partes metálicas.

3.- Perforar. Operación muy utilizada en los trabajos con la madera. Consiste en la realización de orificios redondos con diferentes objetivos. La operación de perforar se realizar con dos pares de herramientas:

a) Berbiquí – barrena

b) Taladro – broca

Veamos la pareja Berbiquí – barrena y dejaremos la otra pareja para cuando se trate los contenidos de metales en el 8vo grado.

Una de las herramientas representativa del carpintero. Como ya se menciono se utiliza para la realización de perforaciones en la madera en unión con las barrenas.

Al realizar las perforaciones se debe lograr una fijación segura de la pieza a perforar.

La operación se puede realizar de forma vertical o de forma horizontal. Para garantizar un buen perforado se debe garantizar también una barrena debidamente afilada.

En la figura se muestra los elementos esenciales de la barrena que garantizan el corte de la madera para que se produzca la perforación.

Las barrenas por lo general, sus dimensiones (diámetro), se comercializan en pulgadas. Por lo que puedes encontrarlas de 1/8; 1/4; 3/8 de pulgadas por solo citar algunas de ellas.

Las barrenas necesitan mucho de su protección por lo que sugerimos un método muy sencillo que puedes resolver con un simple corcho para proteger sus partes cortantes.

¡Atención¡ Las barrenas también trabajan bajo el principio de la cuña y su afilado es sumamente delicado por lo que recomendamos que lo realice personal especializado.

Actividad

1. Investiga y convierte las medidas 1/8; 1/4 y 3/8 de pulgadas a milímetros.

2. ¿A cuál sistema de unidades pertenecen las pulgadas?

3. ¿Cuál es el sistema de medidas que se utiliza en Cuba?

Comentarios


Deja un comentario