Colocación de bisagras

La colocación o fijación de bisagras es una de las actividades que con mucha frecuencia se tiene que acometer en el hogar, llevan este herraje las puertas, ventanas, maletas o baúles, muebles y otros artículos hogareños. A continuación se le dará a conocer una forma sencilla de fijar estos elementos.


Se debe comenzar explicando que las bisagras se colocan distribuidas de forma uniforme, generalmente se utilizan dos o tres juegos por piezas y esto está en dependencia del tamaño del artículo. Por ejemplo en las puertas normales de viviendas, ya sean interiores o para exteriores, debido a su altura, se colocan tres bisagras de 90 mm (3½ pulgadas), una en el centro y las otras dos a 150 – 200 mm de sus extremos. De igual forma se debe tener presente que las bisagras tienen diferentes tamaños y formas para ser utilizadas tendiendo en cuenta su objetivo y las dimensiones del articulo que sostendrá.


Los pasos generales para su fijación son los siguientes:

Comentarios


Deja un comentario